POLÍTICA
27/05/2013 15:44 CEST | Actualizado 27/07/2013 11:12 CEST

El Foro Social presenta doce recomendaciones para poner fin al terrorismo de ETA

Los mediadores internacionales del Foro Social han presentado un documento con doce recomendaciones para finalizar el terrorismo de ETA. Un texto en el que no piden a la banda que dé pasos unilaterales, en el que instan a realizar cambios en la ley penitenciaria, a buscar una solución "integral" para presos etarras y en el que defienden un relato sin vencedores ni vencidos.

El documento ha sido presentado en el Palacio de Aiete en San Sebastián, el mismo lugar en el que, el pasado 17 de octubre de 2011, pidieron el alto el fuego a la banda, que llegó tres días después.

Insisten en "promover un ejercicio de diálogo y reconciliación" en el que participen "instituciones, partidos políticos y sociedad civil". Especialmente recomiendan lograr consensos para abordar lo que en este caso llaman "retos del proceso de paz" que a su juicio siguen siendo el "desarme y desmantelamiento de estructuras militares de ETA, reintegración de las personas presas y huidas, garantía de los Derechos Humanos, así como afrontar todo lo sucedido y establecer las bases de la convivencia en el futuro".

"DESMANTELAMIENTO DE ARMAS"

En la recomendación dedicada al desarme de ETA, el Foro Social defiende el "diseño de un proceso controlado, ordenado y consensuado que culmine con el desmantelamiento de armas y estructuras militares de ETA". Creen que este proceso debería desarrollarse "en un tiempo prudencial" y que "desde sus inicios" debe contar con la "intervención y colaboración de organismos facilitadores independientes que den seguridad de lo realizado tanto a los Estados y sus instituciones como a la sociedad en general".

Esta es la fórmula de los mediadores internacionales que ya ha sido rechazada tanto por el Gobierno como por ETA. Desde el Ejecutivo advierten que los únicos verificadores válidos son las Fuerzas de Seguridad. Por su parte, la banda en su comunicado del pasado 26 de marzo aclaraba que la cuestión del desarme "queda fuera del mandato que se dio la Comisión Internacional de Verificación en su origen y, en consecuencia, no ha estado ni está en la agenda de trabajo de ETA y la Comisión".

En el capítulo de los presos de ETA, el Foro Social considera que deben realizar un "reconocimiento del daño causado como consecuencia de su actuación". Pero a cambio el documento establece una batería de recomendaciones que debería asumir el Gobierno: alcanzar un "consenso" para una "solución integral", "adecuar la legalidad a la realidad" o "aplicar una justicia de carácter transicional" que serviría sólo para los presos de ETA en un tiempo determinado.

POLÍTICA DE PRESOS

En otro punto llegan a recordar que "los estándares internacionales sí permiten que la aplicación de la justicia tenga en cuenta el contexto de un proceso de paz". También recomiendan "modificar aspectos de la política penitenciaria que contravienen los derechos humanos" como "la situación de los presos gravemente enfermos, la negativa a conceder la libertad a aquellas que han cumplido su condena y terminar con la dispersión, que penaliza a sus familias".

Recomiendan a los presos que acepten los "cauces legales" y al Gobierno que acepte que se trata de un proceso "integral" que "se debe desarrollar de forma individualizada, escalonada, y en tiempo prudencial". Esta fórmula rechaza la amnistía que sigue exigiendo el Colectivo de presos de ETA en sus comunicados, pero insiste en la liberación de todos los presos de manera gradual y colectiva.

NOTICIA PATROCINADA