INTERNACIONAL
07/10/2015 19:43 CEST | Actualizado 08/10/2015 13:35 CEST

Daniel Estulin: "El Che Guevara era un mongólico cualquiera"

Twitter

La amenaza terrorista es una invención y los atentados yihadistas, liderados por el Estado Islámico, no se deben a una guerra religiosa. Nada más lejos de la realidad: todo es un juego geopolítico liderado por EEUU, Reino Unido, Arabia Saudí y sus socios de la OTAN, que son los que han creado y financian a día de hoy el terror.

Esta es la realidad que el polémico investigador y periodista Daniel Estulin quiere que se sepa. Autor de libros como La Verdadera Historia del Club Bilderberg o Desmontando a Wikileaks, acaba de publicar Fuera de Control (Planeta), que empezó a escribir en 2010, y en el que expone una tesis inquietante: la de que no estamos a salvo, pero no de los terroristas, sino de los que los financian, los entrenan y los usan a largo plazo. Le preguntamos por esto, por cómo es posible que esto sea así y qué hay detrás de esa geopolítica que asegura conocer tan bien.

¿Cuándo se decidió a escribir este libro?

Personas que trabajaban para el Gobierno de EEUU o bancos internacionales tuvieron acceso a "material muy sensible" que me proporcionaron. Concretamente los datos que me facilitó Brad Birkenfeld, un trabajador del banco suizo UBS, fueron los que me hicieron reaccionar. Él descubrió en 2008 que había un total de 19.000 cuentas secretas pertenecientes a terroristas con 54.000 millones de dólares.

Por lo tanto, los datos y los documentos de Birkenfeld y otros trabajadores de empresas y bufetes vinculadas al Gobierno demostraron que las mismas personas que investigan en EEUU las fuentes de financiación del yihadismo trabajan para camuflar el dinero de los terroristas. En este ámbito se movían personas como el exfiscal general del Estado Eric Holder, el antiguo director del FBI Leon Panetta y el ex secretario del Tesoro Timothy Geithner.

Pensando que sería bueno para su país, se decidió a contarlo todo ante la Justicia norteamericana y el Gobierno le permitió hacer una declaración en una sesión cerrada en el Senado donde estaba una persona que no sé si te suena… se llamaba Barack Obama, que era senador. Ya en 2008 Obama sabía que había cuenta secretas usadas por terroristas para financiar a terceros o autofinanciarse. Por eso, cuando el presidente de EEUU dice ahora que no sabía que existía el Estado Islámico está mintiendo, lo sabe desde hace siete años.

¿Y por qué iba a mentir alguien como Obama a día de hoy? ¿cuál es el objetivo?

Porque se usa el terrorismo islámico para desestabilizar y balcanizar a los países árabes; quieren dominar impidiendo el desarrollo. Tanto el Estado Islámico como otros movimientos islámicos extremistas -Al Qaeda en el Magreb Islámico, los Hermanos Musulmanes, los talibanes…- son el resultado de objetivos políticos a largo plazo diseñados por Washington y Londres y que se benefician a través de organizaciones benéficas saudíes. Es una auténtica locura.

Entonces, ¿qué es el Estado Islámico?

No es más que un pretexto para lanzar un nuevo ataque imperialista abierto en Oriente Medio. Es una conspiración conjunta: gran parte de sus principales generales y combatientes fueron seleccionados a dedo, trasladados, armados y equipados por los aliados de EEUU, la OTAN y los países del Golfo. Obama usó a Al Qaeda y ahora al EI para derrocar a Gobiernos independientes para acabar con el país en cuestión o para usarlo contra enemigos mayores como Rusia, China e Irán.

Se puede hablar de revoluciones o golpes de Estado, pero en realidad siempre se trata de lo mismo: de romper los países y crear 'minipaises' sin poder, como hicieron en la antigua Yugoslavia y la Unión Soviética, en Pakistán o Sudán y como ahora quieran en Irak y Yemen.

Entiendo que es lo que pasa también ahora con Siria…

Claro, y por eso Rusia ha entrado en acción. Es un país experto en analítica y el Gobierno ruso sabe que después después de Siria viene Irán, y después de Irán, Rusia y, después de Rusia, la guerra termonuclear y después se acaba el mundo. Eso no lo puede permitir y por eso están uniendo fuerzas con los chinos y han tomado la iniciativa y desmontando el cuento de que EEUU está luchando contra el EI.

Por lo tanto, Obama miente, Cameron miente, todos mienten. ¿De quién nos fiamos?

De nadie, ni de tu sombra. Esta que te persigue… corre. [Risas]

¿Cuál es el papel de Reino Unido en todo esto?

Básicamente es el centro del terrorismo. Diez de sus grupos tienen su sede en Londres porque la Corona y los servicios de inteligencia lo permiten. Es más, siete lugartenientes de Bin Laden operan desde allí, como, Abu Doha, Abu Abdalá o Abu Qataba, que trabaja para los servicios secretos.

¿Nunca se ha planteado llevar a los tribunales internacionales acusaciones tan graves?

Yo no soy nadie en este sentido. Tenemos pruebas de todo, pero sabemos cómo va a terminar esto puesto que conocemos a la gente que controla el Tribunal de La Haya, los tribunales internacionales, los mismos que trabajan para el poder fáctico financiero. Birkenfeld acabó en la cárcel, Scott Bennett acabó en la cárcel. Toda la gente que intenta sacar a la luz los trapos sucios del Gobierno americano, acaban en la cárcel. Lo mismo que Snowden, que tiene un nivel de seguridad más alto, si no se hubiera ido a Rusia, acabaría igual.

Y qué ocurre entonces con giros tan llamativos como el que ha dado, por ejemplo, EEUU en Cuba, ¿también es falso?

Soy analista de contraespionaje, vengo de la escuela soviética, de pensamiento abstracto. Muy poca gente sabe pensar como yo y es entonces cuando eres capaz de percatarte de que el acuerdo con Cuba no tiene nada que ver con lo que te han contado. El Gobierno americano no se ha rendido al castrismo ni al chavismo, ni al Che Guevera, que era un mongólico cualquiera. Los americanos son pragmáticos y dicen: “¿Para qué vamos a intentar doblegar a Cuba cuando lo más sencillo es matarles con hamburguesas?”

Estuve con Castro en 2010 y le dije: "Comandante lo que va a pasar es lo siguiente: cuando usted no esté, todo esto se viene abajo". Mi país, la Unión Soviética, se desmontó en tres días y no a base de bombas. Lo hacen desde dentro, no desde fuera y lo que van a hacer es usar Cuba para desmontar regímenes prorrusos en América Latina. Empezarán por Venezuela, Ecuador, Argentina, Uruguay… desmontarán todo el continente usando Cuba como punto base, pero no ahora, sino cuando muera Castro, al que le quedan dos días.

Muerto Castro, hay un vacío total y van a desmontar el país en un día, porque los cubanos también quieren cosas que tenemos tú y yo: satélites, móviles… no quieren más. Ahora montan la parte económica y después… terminó la historia.

¿Es usted consciente de que para muchos todo esto no son más que teorías conspiranoicas?

A la gente que piensa así de mí le diría que estoy nominado al Nobel de la Paz y al Premio Pulitzer. A la gente conspiranoica no la nominan a estos premios, sí a la gente muy, muy buena y a la gente muy seria. A mí en diez años no me han demandando por nada, por ninguno de mis libros, así que…

Hablando del Nobel de la Paz, ¿qué dirá si gana?

No lo ganaré nunca.

Imaginemos que sí

No lo sé no lo he pensado, pero será algo muy breve. [Risas]

EL HUFFPOST PARA HONEST