Chile 'se divorcia' de Gabriel Boric

Chile 'se divorcia' de Gabriel Boric

La aprobación del presidente de Chile continúa a la baja al caer por debajo del 30%

Gabriel Boric en una imagen de archivo.
Gabriel Boric en una imagen de archivo.Vivallo Oñate / Agencia Makro via Getty Images

La aprobación de la gestión del presidente de Chile, Gabriel Boric, ha caído 13 puntos en las últimas cuatro semanas, alcanzando un 26 por ciento de popularidad, según la última encuesta de la empresa Cadem.

Según los últimos sondeos, solamente el 26 por ciento de los encuestados aprueban la gestión de Boric en el poder. Además, un 66 por ciento desaprueba la labor del mandatario, cifra más alta desde que ganó las elecciones. Esta muestra indica que desde la anterior consulta, ha disminuido su apoyo un punto porcentual.

Entre el equipo del presidente chileno, los ministros peor valorados son el de la cartera de Economía, Nicolás Grau, con el 39 por ciento; y el de la cartera de Desarrollo Social, Giorgio Jackson, en último lugar con el 35 por ciento. Grau milita en el partido Convergencia Social, mientras que Jackson pertenece a Revolución Democrática, siendo ambos partidos del conglomerado Frente Amplio.

La empresa encuestadora ha consultado a la ciudadanía qué áreas deberían tener más peso en la toma de decisiones del Ejecutivo de Boric. Así, las áreas que tienen mayor porcentaje entre la opinión pública son: la delincuencia, el orden público y el narcotráfico (61 por ciento).

Por detrás de la delincuencia, se encuentra la economía (35 por ciento), la sanidad (27 por ciento), la migración (20 por ciento), la educación (13 por ciento), y las pensiones (11 por ciento).

Además, el 68 por ciento de los encuestados se ha mostrado a favor de una nueva Constitución en Chile, a pesar del ‘rechazo’ en el plebiscito del 4 de septiembre.

En esta línea, el 46 por ciento prefiere hacer reformas de la actual Carta Magna, mientras que el 42 por ciento está a favor de hacer un cambio estructural. Únicamente el 10 por ciento opta por mantener la actual sin ningún cambio.