BLOGS
04/07/2021 10:34 CEST | Actualizado 04/07/2021 10:34 CEST

Siempre hay otros...

Y esos otros son los que hoy gobiernan esta ciudad, que con sus decisiones, cada día va siendo un poquito más gris.

Matthew Wakem via Getty Images
Cine de verano

Este domingo 4 de julio comienza la temporada de Cinema Usera 2021. Pero este año no será igual…

Para quien lo conozca, Cinema Usera es un proyecto de cine (y más que cine) al aire libre, iniciado en 2014 y gestionado por la Asociación de Vecinos Barrio Zofío, junto a Kubik Fabrik, Espacio Oculto y Todo por la praxis, y que ha conseguido que donde antes había un descampado hubiera cultura hecha desde, por y para el distrito, con el sello inconfundible (y positivo) de hacerlo de forma participativa. 

O eso era Cinema Usera hasta este año…

Tras varias dificultades, pues su proyecto no ha sido un camino de rosas en lo que a colaboración con la Administración se refiere, la Junta Municipal de Usera (PP) le ha dado la puntilla al quitarles la gestión para dejarlo en manos de una empresa privada.

A pesar de conocer la predilección del PP por lo privado sorprende un poco en este caso concreto, pues este proyecto se inició cuando Ana Botella era alcaldesa, dentro de “Paisaje Sur”, proyecto de Intermediae-Matadero. ¿Será que el PP de 2021, con su socio naranja cómplice y colaborador necesario, no da por bueno lo que el PP de 2014 sí validó?

La excusa es la de siempre: “Preferimos los concursos por concurrencia competitiva a subvenciones directas o convenios”. Concurrencia competitiva, colaboración público-privada… Para entendernos: privatizar. Como este año hacen con Cinema Usera.

Los socialistas no criticamos la colaboración público-privada, positiva en determinados supuestos. Lo que no podemos compartir es que sea a costa de eliminar todo rastro de la colaboración público-social. Y más en este caso, donde se pasa de un modelo que se hacía desde el barrio, con asambleas y votaciones en las que se decidía la programación, a un simple esquema mercantil de programación cultural (limitada, además, a jueves y domingos).

Esto supone un nuevo ataque más a las entidades, a la participación y al tejido social, a quienes tanto debe esta ciudad desde hace muchos años y especialmente tras su papel durante los momentos más duros de la pandemia. El gobierno municipal del PP y Ciudadanos les dedica siempre que puede palabras bonitas y de agradecimiento. Pero con sus actos y decisiones políticas, que son los que muestran la verdad, ocurre todo lo contrario: recorte de subvenciones y eliminación de proyectos participativos. Para, poquito a poquito, hacerles desaparecer.

En definitiva, este año Cinema no será lo mismo… Por buscar la parte positiva, nos alegramos, al igual que la Asociación Vecinal, de que en 2021 se mantenga esta oferta cultural en Usera, donde antes no había nada, y en un Ayuntamiento donde la cultura parece quedarse atrapada en la M30. En los distritos del sur y del este, con más población vulnerable, hay muchas necesidades. Algunas tan imperiosas como recibir una cesta de alimentos. Pero con mirada larga, que distritos como Usera tengan estos espacios culturales también contribuye a ese reequilibrio tan ansiado por nuestra parte.

La empresa adjudicataria, con toda su buena intención, manifiesta el respeto y cariño a lo realizado, y dice querer mantener el espíritu vecinal. Es más, han programado como cierre de temporada un concierto de “Desastre”, el grupo de rock más representativo de Usera.

Decían en su canción “Siempre hay otros”: “Hay algunos que no quieren vivir en un barrio como Usera. Siempre hay otros que, por estar allí, por el barrio… ¡lo que sea! Y dime, tú, ¿de qué lado estás?”

Algunos siempre hemos estado en el lado del apoyo y defensa de las entidades y sus proyectos, tan positivos para nuestros barrios. Pero, desgraciadamente, como decían los “Desastre”, siempre hay otros… Y esos otros son los que hoy gobiernan esta ciudad, que con sus decisiones, cada día va siendo un poquito más gris.

NUEVOS TIEMPOS