BLOGS
16/09/2012 10:01 CEST | Actualizado 15/11/2012 11:12 CET

Hazlo tú mismo... O no

Soy consumidora de grandes marcas, no lo niego pero me gustaría que éstas se hiciesen más cargo de su responsabilidad social y medioambiental y no solamente como una medida esporádica de lavado de imagen.

Yo soy consumidora de grandes marcas, no lo niego, pero como ya comenté en un post anterior en El Huffington Post me gustaría que éstas se hiciesen más cargo de su responsabilidad social y medioambiental y no solamente como una medida esporádica de greenwashing o lavado de imagen. Por eso me encanta proponer alternativas más sostenibles y seguramente ya habréis oído hablar del término inglés "DIY" (Do it yourself) y que viene a significar Háztelo tú mismo. Para tirarme un poco el rollo aquí dejo la definición que he encontrado en Wikipedia:

DIY es la práctica de la fabricación o reparación de cosas por uno mismo, de modo que se ahorra dinero, se entretiene y se aprende al mismo tiempo. Es una forma de autoproducción sin esperar la voluntad de otros para realizar las convicciones propias.

Son las manualidades o bricolaje de toda la vida, pero ahora se le puede sacar partido desde internet. Y es que hay miles de tutoriales en youtube y páginas web con ideas para decorar la ropa, reciclar materiales, hacerte tus propios guantes, muebles... Por ejemplo, algunas páginas sobre DIY son Makea tu Vida y su proyecto El Recetario o la página Instructables.

Una de mis páginas favoritas para guardar ideas DIY es Pinterest. Para los que no lo conozcan, Pinterest es una red social para navegar y descubrir fotos de otros y donde se pueden crear álbumes propios con aquellas imágenes que más te gustan o colgar las tuyas propias. Un buen método de autopromoción pero también para descubrir las ideas que otros tengan que ofrecer. Yo tengo mi propio álbum DIY en Pinterest, en el que voy coleccionando las ideas que más me gustan para ponerme manos a la obra algún día o inspirar a los que me siguen.

Foto: (c) Guiomar Duarte. El puesto Gatamaüla que encontré en Fornells.

Pero para los que son partidarios de las cosas hechas a mano pero no tienen tiempo para ponerse o sean un poco negados (como es mi caso) siempre está el comprárselo a aquellos que lo hacen. Yo por ejemplo este verano paseando por Fornells (un pueblecito costero de Menorca) me encontré con un puesto de verano que me sorprendió mucho y para bien, y es que últimamente solamente me encontraba con las mismas hippiadas y souvenirs de siempre. El nombre que la "diseñadora" ha dado a su marca es Gatamaüla. El puesto estaba perfectamente cuidado y ordenado y en seguida me llamó la atención.

Foto: (c) Guiomar Duarte. Detalle del puesto Gatamaüla

Todo estaba hecho a mano y la mayoría de accesorios estaban creados a partir de trozos de telas de catálogos o restos de telas sobrantes recicladas. Mis favoritas fueron sus coloridas y originales carteras, pero también vendían cuellos de camisa, monederos, zapatos de bebé, accesorios para decorar la casa...

Foto: (c) Guiomar Duarte. Detalle de las carteras hechas de retales y restos de telas.

Y tienen su propia página web. Ahí me di cuenta de que la evolución de los mercadillos ha llegado. Si haces algo y no estás en la red, no existes. Y finalmente, para los que tengan curiosidad, los accesorios de Gatamaüla se pueden encontrar en algunas tiendas de Barcelona : Aqui estoy Yo en la c/ Penedès 3 08012 y en Ndorfina en la c/ Baixada de Viladecols 3 08002.

Foto: (c) Guiomar Duarte. Yo caí y compré una cartera para hacer un regalo. ¿No es genial el envoltorio?

ESPECIAL PUBLICIDAD