POLÍTICA
10/05/2013 13:51 CEST | Actualizado 10/07/2013 11:12 CEST

Santamaría reconoce que el Gobierno estudia eliminar el supuesto de malformación de la ley del aborto

La vicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría ha adelantado cuáles son las líneas que se están siguiendo en la redacción de la reforma de la ley del aborto que prepara su Gobierno. Tras una semana con incendiarias declaraciones, primero del ministro de Interior, Fernández Díaz, y luego de la diputada 'popular', Beatriz Escudero, Santamaría ha eludido afirmar directamente si la nueva ley eliminará el supuesto por malformación, aunque ha dejado claro que el Gobierno lo está estudiando.

Fue el propio ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, el que adelantó en una entrevista publicada en el diario La Razón que el supuesto de malformación del feto que se recoge en la actual ley de 2010 y también se recogía en la anterior de 1985 sería "revisado".

En rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, Santamaría ha destacado dos elementos "fundamentales" de la ley que prepara el ministerio de Justicia. Por un lado, "la jurisprudencia respecto a la ley del aborto inicial que estuvo vigente hasta la pasada legislatura" y en segundo lugar "cumplir el compromiso de intervención de los padres en los abortos de menores de 16 y 18 años".

"DERECHO A LA VIDA"

Preguntada directamente sobre si se eliminará el supuesto por malformación como razón para abortar, Santamaría ha respondido que "el Gobierno está estudiando la Convención de Derechos de Discapacidad de la ONU y los compromisos que esto supone".

El artículo 10 de esta declaración aprobada en 2006 se refiere al "derecho a la vida":

"Los Estados Partes reafirman el derecho inherente a la vida de todos los seres humanos y adoptarán todas las medidas necesarias para garantizar el goce efectivo de ese derecho por las personas con discapacidad en igualdad de condiciones con las demás".

El Gobierno podría aferrarse a esta declaración para argumentar que en los abortos motivados por la malformación del feto no se respeta el derecho a la vida de las personas discapacitadas.

De eliminarse este supuesto, la nueva ley del aborto sería mucho más restrictiva que la anterior de 1985, algo que han censurado algunos miembros del PP que han expresado sus diferencias a este respecto.

Es el caso por ejemplo de Rafael Hernando, portavoz del Grupo Popular en el Congreso, que desautorizó a Gallardón afirmando que "no tiene sentido replantearse cosas que ya estaban solventadas".

SOBRE BEATRIZ ESCUDERO

En referencia a las polémicas declaraciones de Beatriz Escudero, que afirmó en el Congreso que "las mujeres que abortan son las que menos formación tienen", Santamaría ha hecho volar un puñal hacia la diputada del PP, desautorizando sus declaraciones.

"El aborto es siempre un fracaso y es un fracaso de todos" por lo que "debemos hacer más en formación, en información", ha asegurado, añadiendo que en este tipo de debates hay que ser "serios, con argumentos jurídicos más que el trazo grueso".

"En otros debates uno puede permitirse ciertas cuestiones pero en este debate debemos ser todos muy rigurosos y no nos podemos permitir ciertas cuestiones", ha concluido.

EL HUFFPOST PARA CÁMARA DE COMERCIO