POLÍTICA
24/11/2014 16:36 CET | Actualizado 24/11/2014 16:39 CET

Rodrigo Rato es el responsable de las tarjetas B, según la Audiencia Nacional

EFE

La Audiencia Nacional considera que Rodrigo Rato es el responsable de la emisión de tarjetas B de Caja Madrid, y por tanto, ha desestimado su recurso contra la fianza de tres millones de euros que le impuso el juez Fernando Andreu.

La sección tercera de la sala de lo penal situa las tarjetas al margen de "cualquier atisbo de legalidad", y cree que Rato es responsable de "consentir, propiciar y aceptar" este sistema que permitió a 83 exconsejeros y exdirectivos gastar más de 15 millones entre 1999 y 2012.

Rato presentó un aval bancario para hacer frente a la fianza que le concedió el Banco Sabadell.

En su recurso, el exministro y exbanquero alegaba su derecho a ser tratado como inocente y negaba las conclusiones a las que llegó Andreu por no haberse "investigado absolutamente nada" sobre el origen de la emisión y entrega de las visas.

Para la Audiencia Nacional, sin embargo, las diligencias que ha practicado hasta ahora ponen de relieve que se trataba de tarjetas de crédito "emitidas al margen del circuito establecido con carácter general y ordinario, sin que existiera precepto estatutario o reglamentario, acuerdo o decisión adoptada por algún órgano que soporte la existencia y la operativa de las mismas".

RESPONSABILIDAD DE RATO

Y la emisión de las mismas "era responsabilidad" de Rato, que además de presidente de Caja Madrid, primero, y de Bankia, después, fue beneficiario de una de ellas cuando disponía de otra para gastos de representación que sí fueron aprobadas por el Consejo de Administración.

Ello sitúa el uso de las tarjetas opacas "al margen de cualquier atisbo de legalidad y, lo que es más importante, de espaldas a cualquier tipo de fiscalización que pudiera acreditar su adecuada utilización".

DEFENSA DE RATO

En su declaración ante el juez, Rato afirmó que las tarjetas B existían desde los años 90 para cubrir "gastos personales" de los consejeros y directivos. ¿Y por qué no las eliminó? Por que no era un tema "problemático" objeto de "preocupación" por los órganos de la entidad.

El exbanquero explicó que cuando él llegó a la entidad, el entonces director financiero de la Caja, Ildefonso Sánchez Barcoj, le entregó dos tarjetas, una de ella para gastos de representación y la otra para "gastos particulares", por lo que él entendió que formaba parte de su remuneración.

Recurso de Apelacion 359.14 by El Huffington Post