POLÍTICA
16/09/2015 11:27 CEST | Actualizado 16/09/2015 11:27 CEST

El Gobierno dice que el mensaje de Obama es "claro" y CDC cree que "internacionaliza" el proceso

REUTERS

Dos palabras de las que todo el mundo habla en la política española: "strong and unified" ("fuerte y unida"). Así deseó el presidente de los Estados Unidos, Barack Obama, que permaneciera España, en una frase que muchos han interpretado como una alusión implícita al problema de Cataluña.

"¿Es que alguien esperaba otra cosa?", se ha preguntado el candidato del PSC a las elecciones catalanas, Miquel Iceta, quien durante un desayuno informativo ha recordado que el presidente norteamericano ya se expresó en el mismo sentido sobre el proceso soberanista catalán en 2013. "Me extraña que alguien se extrañe".

La de Iceta ha sido una de las numerosas reacciones políticas a la frase del dirigente norteamericano. La primera fue la del ministro de Asuntos Exteriores, José Manuel García-Margallo, presente en la Casa Blanca cuando Obama se pronunció y que se mostró "encantado" con estas palabras.

"La declaración ha sido clara. Está en la más pura línea norteamericana de respeto al Estado de Derecho y no puedo más que manifestar mi satisfacción porque en estos tiempos hay que solemnizar lo obvio", ha dicho Margallo, quien asegura que "en Estados Unidos el tema de la secesión no gusta un pelo".

Otro ministro, el de Interior, Jorge Fernández Díaz, cree que el mensaje de Obama es "más que claro" y que "quien quiera entender, que entienda; y quien tenga oídos, que oiga".

Lejos de molestarse con las palabras de Obama, para Convergència son una demostración de que el proceso independentista se está "internacionalizando". "No lo vemos como ningún tipo de perjuicio, sino que más bien puede ayudar y beneficiar que el tema esté en todas las grandes cancillerías", ha dicho Pere Macías, portavoz de esta formación en el Congreso de los Diputados.

Una reacción muy en línea con lo que ya había expresado ayer martes Artur Mas, president de la Generalitat, antes de conocer las declaraciones de Obama. "Dicen que son elecciones normales y hablan con Merkel, Cameron, Kerry y Obama", reprochó Mas, quien ironizó sobre la publicidad que hacen las instituciones centrales del Estado del proceso independentista.

"Os tengo que hacer una confesión, ahora que no nos oye nadie. La Generalitat ha hecho un concurso para tener la mejor agencia de publicidad para que este proceso político sea conocido en todo el mundo. Y lo ha ganado el Gobierno español, ha quedado primero", ironizó.

Desde Podemos, su líder Pablo Iglesias ha ironizado con el hecho de que los partidarios del 'no' "tengan que ir a preguntarle a Obama" sobre Cataluña "para reforzar sus posiciones". "¿Pensáis que Obama estaba pensando en el problema de Cataluña en esa reunión?", se ha preguntado Iglesias en declaraciones a El Programa de Ana Rosa de Telecinco.

Por su parte, Albert Rivera, líder de Ciudadanos, cree que Mas va "en dirección contraria al mundo occidental" y ha pedido al presidente catalán que "tome nota" de las palabras de Obama.

TE PUEDE INTERESAR