INTERNACIONAL
24/01/2017 12:23 CET | Actualizado 24/01/2017 12:30 CET

Trump se niega a saludar a un clérigo negro... ¿o es al revés? (VÍDEO)

Donald Trump ha sido acusado de muchas cosas, y una de las más relevantes es de racista. No solo sus comentarios sobre los latinos han creado polémica, sino que muchos de sus más acérrimos seguidores se identifican claramente con posturas supremacistas blancas o incluso pertenecen al Ku Klux Klan.

Esto ha provocado que los ciudadanos estadounidenses de otras razas y culturas se encuentren a su vez entre sus más declarados detractores, muy especialmente los afroamericanos.

Por eso lo ocurrido al final de la misa antes de su toma de posesión como presidente está dando de qué hablar.

Los hechos, que se pueden ver en el vídeo de arriba, son los siguientes: varios religiosos van desfilando ante Trump y le estrechan la mano; el único negro entre ellos se coloca el bastón en la derecha, la deja ocupada sin poder extenderla a nadie y pasa de largo sin mirarle. Trump tampoco hace amago de saludarle y apenas lo mira.

Las interpretaciones son de lo más variadas. Algunos creen que el magnate deliberadamente elige no saludar al clérigo afroamericano. Otros, que el vídeo está sacado de contexto. Sus partidarios sostienen que es absurdo porque el millonario "tiene amigos negros".

Los hay que se centran en el religioso, al apuntar que el llevar la mano ocupada impidió que se saludaran (no ocurrió con los anteriores miembros del clero, que desfilan también con alguna mano ocupada). Y también hay opiniones que señalan que el afroamericano deliberadamente se pone el bastón en la derecha para no tener que saludar a Trump.

Sin embargo, Indy100 apunta que en el vídeo completo Trump tampoco saluda a un hombre blanco vestido igual que el afroamericano.

Los hábitos que lleva el afroamericano corresponden al atuendo del verger, una figura de la Iglesia anglicana que ayuda en los servicios religiosos aunque no forma parte del clero.

En este caso cumplía la función de Protector de la Procesión y su misión es allanar el camino a los prelados, que son los que van de rojo y son saludados por Trump.

QUERRÁS VER ESTO:

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

- "Puta negra" y otras muestras de racismo tras la victoria de Trump

- El racismo vuelve a la Casa Blanca

- El vídeo de Trump y la criminalización de los negros en EEUU

Ve a nuestra portada Facebook Twitter Instagram Pinterest

ESPACIO ECO