El Gobierno recoge el guante a Feijóo: "Estamos encantados de debatir"

"Es una oportunidad para que Feijóo se estudiase un poco los temas", ironiza el ministro Bolaños sobre un cara a cara en el Senado.
Pedro Sánchez y Alberto Núñez Feijóo, el pasado abril en Moncloa.
Pedro Sánchez y Alberto Núñez Feijóo, el pasado abril en Moncloa.
OSCAR DEL POZO CANAS via Getty Images

“Le pido al presidente del Gobierno que comparezca para que podamos iniciar el curso político con un debate sereno, sosegado, sobre la situación territorial de España. Y se lo pido formalmente para que atienda el foro y el momento adecuado de hablar de los problemas de España. En el Senado, la Cámara territorial de las Cortes Generales, de la Constitución española y del Estado autonómico”.

De esta manera, el presidente del PP, Alberto Núñez Feijóo, instaba a Pedro Sánchez a acudir al Senado para debatir con él cara a cara, ya que el líder de los populares es senador por designación autonómica y no puede confrontar al jefe del Ejecutivo cada semana en la sesión de control en el Congreso.

Sánchez y Feijóo sólo han mantenido un cara a cara en el Senado desde que el gallego preside el PP, ya que durante el debate sobre el Estado de la Nación, en el que estuvo presente, sólo pudo mirar desde el escaño y fue Cuca Gamarra, su ‘número dos’, quien dio la réplica al presidente.

Un día después de lanzar ese guante, el Gobierno lo recoge y acepta el reto. “Estamos encantados de debatir”, ha dicho Félix Bolaños, ministro de la Presidencia, desde Roma, donde ha acudido al nombramiento del último cardenal español.

“No olvidemos que el presidente del Gobierno es el presidente que más veces ha debatido en las Cortes Generales desde la democracia”, ha agregado el ministro.

Bolaños considera que este debate en el Senado será “una oportunidad para el Gobierno para poder explicar todo lo bueno que ha hecho para la ciudadanía durante esta legislatura”.

El ministro ha aprovechado también para lanzar una pullita a Feijóo, al asegurar que sería también “una oportunidad para que Feijóo se estudiase un poco los temas e incluso alguna propuesta”. “Que consiga, en fin, no decir datos que sean falsos en sus intervenciones”, ha agregado Bolaños.

Feijóo haciendo cosas de Feijóo