NOTICIAS
19/07/2021 11:32 CEST

La nueva ley de memoria democrática modificará los contenidos educativos sobre el franquismo

Este martes, el Consejo de Ministros dará luz verde al proyecto que también fija multas contra los actos de exaltación a la dictadura.

Emilio Naranjo via Getty Images
Traslado de los restos del dictador Francisco Franco del Valle de los Caídos

Después de que se haya retrasado una semana por la remodelación del Ejecutivo, el Consejo de Ministros aprobará este martes la nueva ley de memoria democrática. La norma que sustituirá a la ley de memoria histórica del 2007 llegará acompañada de grandes cambios que darán respuesta a las exigencias de las asociaciones y colectivos de víctimas de la dictadura, según ha dado a conocer la Cadena Ser.

Entre las nuevas medidas que incluirá la futura legislación se hallan modificaciones en los contenidos educativos, iniciativas de reconocimiento a las víctimas, pero también sanciones económicas por realizar actos de exaltación de la dictadura. Estos son los principales puntos que abordará la ley iniciada por la exministra de Presidencia, Relaciones con las Cortes y Memoria Democrática Carmen Calvo, ahora bajo la dirección de Félix Bolaños.

Cambios en el currículo educativo

La futura ley de memoria democrática actualizará los contenidos educativos en los niveles de ESO y Bachillerato, pero también en la Formación Profesional (FP). En este sentido, el relator de la Organización de Naciones Unidas (ONU) Pablo de Greiff alertó, en un informe de 2014, que en España había libros de texto en centros que se referían a la Guerra Civil de forma genérica. 

En materia de educación, el alcance de la norma también llegará al profesorado, puesto que el artículo 45.2 del anteproyecto recoge que los planes de formación de los docentes deberán incluir “formaciones, actualización científica, didáctica y pedagógica en relación con el tratamiento escolar de la memoria democrática”.

Reconocimiento y homenaje a víctimas y exiliados

La futura ley establecerá medidas de reparación y homenaje a las víctimas de la dictadura y de la guerra civil española para situarlas “en primer plano”. De esta forma, se fijarán dos días oficiales para rendirles tributo. El 31 de octubre se recordará a todas las víctimas y el 8 de mayo a los exiliados. Además, se dará visibilidad a todo el trabajo realizado por los colectivos en favor de la memoria histórica y se pondrá en valor el papel de la mujer en materia de conquista de derechos y valores democráticos.

Importantes multas

Otro de los grandes factores con los que aterrizará la ley de memoria democrática se corresponde con la imposición de multas de hasta 150.000 euros a través de un nuevo régimen sancionador. Ese máximo estará destinado a las infracciones muy graves, entre las que se encuentran  los “actos de exaltación” del franquismo que supongan un agravio a las víctimas, la destrucción de fosas, lugares de memoria y homenaje o de restos mortales de represaliados, así como el traslado de estos sin previa autorización.

Valle de los Caídos y Fundación Francisco Franco

Por otra parte, la futura legislación supondrá la resignificación del Valle de los Caídos, un proceso iniciado desde las retirada de los restos del dictador Francisco Franco. El objetivo de este espacio será el de “dar a conocer, a través de planes y mecanismos de investigación y difusión, las circunstancias de su construcción, el periodo histórico en el que se inserta y su significado, con el fin de fortalecer los valores constitucionales y democráticos”.

Esto supondrá la extinción de la Fundación de la Santa Cruz, lo que en la práctica acabará con la custodia de la que disponen actualmente los benedictinos. De forma similar, el texto tratará de blindar el fin de la Fundación Francisco Franco a través de una disposición adicional. No obstante, un informe del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) cuestiona que pueda extinguirse la asociación que lleva el nombre del dictador mediante esta vía.

Nulidad de las condenas y fiscal específico

Tal y como dio a conocer El País, el anteproyecto prevé la creación de la figura del “fiscal de sala de derechos humanos y memoria democrática”, que podrá investigar de impulsar la búsqueda de desaparecidos del franquismo e investigar violaciones del derecho internacional humanitario ocurridas en la Guerra Civil y la dictadura. Además, la nueva ley también establecerá la nulidad de las condenas dictadas por los tribunales franquista que la norma del 2007 había declarado ilegítimas. Esto podría abrir la puerta a reclamaciones de indemnizaciones.

Photo gallery Así ha quedado el Valle de los Caídos tras la exhumación de Franco See Gallery

EL HUFFPOST PARA PHILIPS HUE