INTERNACIONAL
20/12/2015 16:10 CET | Actualizado 20/12/2015 16:10 CET

Una bomba falsa causa pánico en un vuelo de Air France

REUTERS

El presidente ejecutivo de la aerolínea francesa Air France, Frédéric Gagey, aseguró este domingo que la amenaza de bomba que obligó a uno de sus aviones a efectuar un aterrizaje de emergencia en Kenia fue una falsa alarma.

El artefacto sospechoso hallado en uno de los baños de la aeronave, que volaba desde Mauricio con destino a París, estaba hecho de cartón y contenía una especie de minutero.

Gagey indicó en una breve intervención ante los medios que, aunque el objeto tenía la apariencia de una bomba, "no era susceptible de provocar una explosión ni de dañar el avión.

El representante de la aerolínea francesa detalló que todo apunta a que fue construido por un pasajero, acción que calificó de "comportamiento estúpido".

El avión, que se vio obligado a aterrizar en el aeropuerto de la ciudad keniana costera de Mombasa, volaba con 473 personas a bordo, que fueron registradas y evacuadas de forma segura a hoteles cercanos, mientras que expertos artificieros retiraron el artefacto y lo analizaron fuera del aeropuerto.

"Quiero rendir homenaje a la tripulación del vuelo, que respondió con profesionalidad y eficacia", ha añadido el consejero delegado de Air France en una rueda de prensa recogida por los medios nacionales galos.

El vuelo de la compañía gala había partido desde Port Louis (Isla Mauricio) con destino a París. El aparato, un Boeing 777 que transportaba a 459 pasajeros y 14 tripulantes, fue desviado inmediatamente al Aeropuerto Internacional de Moi, donde las fuerzas de seguridad procedieron a la evacuación inmediata de los pasajeros.

Al menos seis de ellos, no obstante, fueron apartados del resto del pasaje para ser interrogados, entre los que se encontraba la persona que halló la bomba falsa.