INTERNACIONAL
23/03/2013 13:27 CET | Actualizado 23/03/2013 13:27 CET

Chipre estudia una quita del 25% para los depósitos de más de 100.000 euros

EFE

Las autoridades chipriotas están considerando imponer una quita del 25% sobre los depósitos de más de 100.000 euros que se encuentren albergados en el Banco de Chipre, el más grande del país, según indicó este sábado el ministro de Economía, Michael Sarris.

En una comparecencia ante los medios, Sarris añadió que las conversaciones con el equipo técnico de la 'troika' -la Unión Europea, el Fondo Monetario Internacional y el Banco Central Europeo- han experimentado un "importante progreso" y podrían terminar en la noche de este sábado.

En caso de alcanzarse un acuerdo, el Parlamento podría reunirse para la votación, lo que podría ocurrir en la noche de este sábado o este domingo, para cuando se prevé una nueva reunión del Eurogrupo, con participación del Fondo Monetario Internacional.

La Asamblea aprobó anoche una serie de leyes, entre las que figura la reestructuración del Laiki Bank, y su división en un banco 'bueno' y uno 'malo'. Según informan algunos medios chipriotas, la troika ha presionado para que se aplique un impuesto del 25 % sobre el Cyprus Bank, pues de lo contrario este banco debería sufrir el mismo destino que el Laiki.

Entre las leyes aprobadas anoche en el Parlamento figura una que permite la restricción de movimientos de capitales, con el objetivo de evitar una fuga en el momento en que abran los bancos el martes.

FONDO DE SOLIDARIDAD

También se aprobó la reestructuración del Laiki, así como la creación de un Fondo Nacional de Solidaridad, al que se destinarán parte de las reservas de los fondos de pensiones y del seguro médico de los empleados públicos.

El fondo estará abierto a las donaciones de ciudadanos y empresas privadas, y podría incluir más adelante la oferta de la Iglesia de Chipre de hipotecar sus 'inmensas propiedades' e incluso de posibles derivados financieros creados en base a las eventuales ganancias futuras de la extracción del gas.

El objetivo de lo que se ha conocido como 'plan B' es reunir los 5.800 millones de euros que exige la troika a cambio del rescate de 10.000 millones de euros.

NUEVOS TIEMPOS