INTERNACIONAL
14/08/2014 08:42 CEST | Actualizado 14/08/2014 09:25 CEST

La economía alemana se contrae un 0,2% en el segundo trimestre

La Oficina Federal de Estadística (Destatis) de Alemania anunció este jueves que el producto interior bruto (PIB) del país se contrajo en el segundo trimestre un 0,2 % en comparación con el trimestre anterior.

Los expertos y el propio Gobierno alemán ya habían avanzado en los últimos días que la mayor economía europea se había enfriado en relación con el primer trimestre -en el que creció un 0,7 % en lugar de un 0,8 %, según los cálculos definitivos de Destatis- debido a la incierta recuperación de la eurozona y la crisis de Ucrania.

No obstante, la tasa de evolución del PIB es peor de lo estimado por la mayoría de analistas y las consecuencias para el resto del euro, dado el tamaño de la economía germana, son inciertas.

"De la ligera contracción del PIB en el segundo trimestre fueron responsables, según los cálculos provisionales, el comercio exterior y las inversiones", explica Destatis en un comunicado.

De hecho, las exportaciones crecieron en menor medida que las importaciones entre abril y junio en Alemania, por lo que el sector exterior contribuyó de forma negativa al crecimiento, algo inusual en esta economía.

Las inversiones -especialmente en construcción- se redujeron de forma drástica, en parte a causa del suave inverno pasado, que interrumpió menos de lo normal la actividad en este sector.

Según analistas de los datos alemanes, las exportaciones no han crecido tanto como las importaciones y el buen tiempo hizo que se adelantaran inversiones en el sector de la construcción que generalmente tienen efecto en el crecimiento a mediados de año.

FRANCIA, ESTANCADA

En Francia, la situación no parece mejor. La economía francesa estuvo estancada en el segundo trimestre del año, al igual que en el primero, según la primera estimación publicada hoy por el Instituto Nacional de Estadística (Insee).

El producto interior bruto galo entre los pasados abril y junio registró una caída de las inversiones en empresas (-0,8 % respecto al primer trimestre) y un déficit en el comercio exterior, que le resta un 0,1 puntos de PIB a la economía gala.

El ministro de Finanzas francés, Michel Sapin, ha revisado a la baja este jueves las proyecciones de crecimiento del país para 2014 y 2015 y ha afirmado que París no cumplirá su objetivo de déficit público este año.

"La verdad es que, a consecuencia directa de un crecimiento lento y de una inflación insuficiente, Francia no satisfará su objetivo de déficit público este año a pesar de un completo control de los gastos", ha explicado.