POLÍTICA
24/02/2021 10:41 CET | Actualizado 24/02/2021 13:10 CET

Vox amaga con presentar una segunda moción de censura para presionar al PP

La ultraderecha ya fracasó en octubre, pero quiere ofrecer a algunos diputados la oportunidad de "redimirse".

EFE/Juan Carlos Hidalgo
Santiago Abascal (dcha) junto a Iván Espinosa de los Monteros, el pasado 17 de febrero en el Congreso.

El líder de Vox, Santiago Abascal, ha amagado este miércoles en el Congreso con presentar una segunda moción de censura al Gobierno para presionar, de nuevo, al PP. El líder ultra ha ofrecido a los diputados populares la oportunidad de “redimirse” y les ha recordado que tiene más votos que ellos en Cataluña.

Vox ya presentó una moción en octubre que fracasó. La extrema derecha, no obstante, puede presentar otra pues, desde enero, la Cámara se encuentra en un nuevo periodo de sesiones. El reglamento del Congreso estipula que en caso de que una moción fracase, los diputados que la promuevan no pueden presentar más en el mismo periodo de sesiones.

 

 

Abascal ha cargado con dureza contra el Gobierno, al que considera responsable de “caos” que, a su juicio, vive España. Es más, el líder ultra considera que Pedro Sánchez ha “congelado y detenido” el país con las medidas encaminadas a frenar la expansión del coronavirus. Vox, que busca el favor de hosteleros y comerciantes, ha responsabilizado al Ejecutivo de provocar “cierres y prohibiciones arbitrarias”. Para muestra, Abascal ha mostrado la imagen de un parado del sector hostelero.

Santiago Abascal ha desplegado el Congreso su retórica más gruesa

Santiago Abascal ha desplegado de nuevo en el Congreso su retórica más gruesa. Ha llegado a decir que el Gobierno ha traído “muerte, ruina, división y violencia”. Es más, el jefe de Vox considera que los disturbios de esta última semana por la encarcelación de Pablo Hasél son consecuencia directa de la acción gubernamental.

A poco menos de dos semanas del 8-M, que Vox quiere convertir en el día de las víctimas del coronavirus, la extrema derecha cree que el Gobierno pretende “que un piropo sea delito”, pero que el enaltecimiento del terrorismo, como el que según Abascal ha proferido el rapero Hasél, sea tolerado. 

Abascal se ha despedido de la tribuna dando un giro a las palabras del vicepresidente del Gobierno, Pablo Iglesias, sobre la normalidad democrática de España: “La anomalía democrática son ustedes”, ha zanjado.

Photo gallery Santiago Abascal mirando cosas See Gallery

NUEVOS TIEMPOS