EEUU se mueve y estudia enviar sus tanques Abrams a Ucrania a cambio de un acuerdo con Alemania

EEUU se mueve y estudia enviar sus tanques Abrams a Ucrania a cambio de un acuerdo con Alemania

La administración Biden buscaba con este movimiento que Berlín diera su visto bueno al envío de los Leopard 2 de otros países, algo que finalmente ha sucedido.

Un tanque M1 Abrams, de fabricación estadounidense, en una imagen de archivo.
Un tanque M1 Abrams, de fabricación estadounidense, en una imagen de archivo.Nicolas Armer/picture alliance via Getty Images

Ucrania sigue recabando apoyos entre sus aliados occidentales en materia 'tanquista'. Después de que Polonia hiciera su petición formal para lograr el aval de Alemania en el envío de los Leopard 2 (que finalmente ha sido aceptada), ahora es EEUU la que abre una nueva vía de apoyo.

La administración Biden valora favorablemente la opción de enviar una cantidad "significativa" de tanques Abrams M1 a Kiev, una intención que podría oficializarse esta misma semana, según funcionarios estadounidenses en una información adelantada por The Wall Street Journal

El envío de los Abrams no sería el único movimiento de Washington, que según la cabecera estadounidense también ha manejado un acuerdo con Alemania para favorecer su visto bueno final a que otros países europeos envíen los Leopard 2. Cabe recordar que al tratarse de tanques de fabricación alemana, los socios de la UE que habían manifestado su intención de enviar unidades a Kiev —Polonia, Finlandia o Letonia, por ahora— necesitaban el aval germano.

El envío de los Abrams M1 era una condición exigida por Scholz para no impedir que terceros países mandaran los Leopard 2 alemanes, algo que trataron los dos mandatarios en una conversación telefónica la pasada semana. 

Hacia un nuevo 'parque móvil' en Ucrania para desbloquear la situación

El Abrams M1 es un vehículo militar de fabricación estadounidense, fuertemente blindado y con un motor de turbina, similar al de los aviones, a diferencia de los Leopard y otros tanques 'europeos', que tienen motorizaciones diésel. Dentro de la OTAN, EEUU es el único estado que dispone de ellos en servicio.

Su mayor blindaje y pesadez provoca que los Abrams sean menos ágiles y más costosos de mantener en un conflicto estancado como el ucraniano, frente a tanques más dinámicos como el 'alemán'. No obstante, con el anuncio que se espera por parte de Joe Biden y su gabinete, EEUU provocaría un cambio en el statu quo a favor de Ucrania, que pasaría a contar con Abrams, Leopards y también los Challengers británicos.

La posición de España: "unidad" entre los aliados

Pedro Sánchez, desde el Congreso, ha reaccionado a las noticias sobre Alemania y EEUU asegurando que España actuará con "unidad" y en "coordinación" con el resto de aliados ante un potencial envío de tanques del ejército nacional.

"Nosotros siempre hemos defendido que tenemos que ir de la mano todos los países en esta cuestión, vamos a ver exactamente en qué se sustancia esta decisión", ha comentado a preguntas de la oposición en la Cámara Baja.

España nunca ha dado la espalda a Ucrania cuando Ucrania le ha necesitado y España no le va a dar nunca la espalda a Ucrania cuando Ucrania necesite a España
José Manuel Albares, ministro de Exteriores

Poco antes, el ministro de Exteriores, José Manuel Albares dejaba caer que "España nunca ha dado la espalda a Ucrania cuando Ucrania le ha necesitado y España no le va a dar nunca la espalda a Ucrania cuando Ucrania necesite a España", una suerte de trabalenguas con el que quería pedir "prudencia".

El jefe de la diplomacia española defendía, antes de que hablara el presidente, que hablar de qué material se va a entregar o no se va a entregar "no hace ningún favor ni al Gobierno de Zelenski ni ante el pueblo ucraniano que muy dignamente está defendiendo su libertad y soberanía y los valores europeos". 

Y ha añadido, en un guiño a Alemania antes de conocerse la decisión de Berlín, que "no todos los países de Europa han tenido la misma relación con Ucrania y Rusia y tienen la misma exposición" a la guerra. Por ello, pide a la sociedad "entender la posición de todos lo países de la UE y sus tiempos, porque al final la unidad con la que estamos actuando los europeos es probablemente el mejor instrumento".