ECONOMÍA
04/09/2020 20:21 CEST

Goirigolzarri, el gran beneficiado de la fusión: su sueldo se multiplicará

El presidente de Bankia se convertiría en el presidente de la entidad resultante de la fusión con CaixaBank.

Sergio Perez / reuters
El presidente de Bankia, José Ignacio Goirigolzarri, en una presentación de resultados en Madrid.

Un nuevo gigante bancario está a punto de nacer y una persona lo espera con especial ilusión. Tras varias semanas de rumores, CaixaBank y Bankia han anunciado que estudian su fusión. Su unión daría lugar al mayor banco de España, con más de 20 millones de clientes y 650.000 millones de euros en activos. Y uno de los mayores beneficiados podría ser José Ignacio Goirigolzarri, presidente de Bankia y cuyo nombre suena para presidir la nueva entidad.

Hay que remontarse a mayo de 2012, cuando Goirigolzarri (Bilbao, 1954) fue nombrado presidente de Bankia por el Gobierno de Mariano Rajoy tras el rescate a la entidad financiera y la abrupta salida de Rodrigo Rato. Un nombramiento que llegó tras fracasar un intento de fusión con CaixaBank, que todavía lideraba Isidre Fainé.

A pesar de su anterior experiencia de 8 años como consejero delegado en BBVA, Goirigolzarri tenía su sueldo limitado cuando fichó por Bankia, al ser el presidente de una entidad financiera rescatada.

La razón es que, en 2012, el ministro de Economía, Luis de Guindos, aprobó un tope salarial para los directivos de los bancos que habían recibido préstamos del Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (Frob). Esto implicó que las cúpulas de BFA-Bankia, Banca Cívica, BMN y Caja España no podrían cobrar más de 600.000 euros al año.

A pesar de que Bankia ha mejorado notablemente sus balances, la remuneración se han mantenido más o menos en estos niveles desde entonces. Esto implica que Goirigolzarri gana mucho menos dinero que sus homólogos en otras entidades.

Por ejemplo, el año pasado Goirigolzarri cobró 606.000 euros, según el informe anual sobre remuneraciones de los consejeros remitido a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV). Esta cantidad se divide en dos conceptos: un salario fijo de 500.000 euros y una retribución variable a corto plazo de 106.000 euros.

Bankia
Retribuciones fijas de los consejeros ejecutivos de Bankia.

Jordi Gual, presidente de CaixaBank, cobra más del doble

Esa limitación salarial no afecta a CaixaBank, puesto que es una entidad privada. Si se produjera la fusión, el Estado solo entraría en el accionariado con una participación del 14%, nada que ver con el control que tenía en Bankia.

Gracias a esa liberad para establecer salarios, el actual presidente de CaixaBank, Jordi Gual, ganó el pasado año 1,38 millones de euros, según el informe remitido a la CNMV

El salario fijo del presidente de CaixaBank asciende a 1,15 millones de euros, es decir más del doble que el sueldo fijo que tiene el presidente de Bankia. A esta cantidad hay que sumarle otros 235.000 euros que ganó Gual por su pertenencia a los consejos de administración de Erste Bank y Telefónica. 

Curiosamente, el salario de Gual fue un 7,8% inferior a la de 2018, cuando percibió 1,5 millones, ya que entonces formaba parte de tres consejos de administración, Erste Bank, Repsol y Telefónica, por los que percibió 353.000 euros. La salida de ese consejo fue consecuencia de que el banco catalán vendiera en el verano de 2019 todas las acciones que tenía de la petrolera.

A pesar de este abultado salario, Gual no es la persona que más dinero gana en CaixaBank. El consejero delegado del banco, Gonzalo Gortázar, percibió un total de 3,76 millones de euros en 2019.

Photo gallery Toda la información práctica que necesitas sobre el coronavirus y la cuarentena See Gallery

NUEVOS TIEMPOS